Una guía para hacer su lechada de color

Bueno, ¡esto lo cambia todo!

Soy un enorme seguidor de los azulejos blancos simples para proyectos de upcyling y bricolaje, mas creo que verdaderamente destacan cuando añades lechada de color. No obstante, puede ser realmente complicado de localizar, en especial en un color de tendencia. Últimamente, mientras que procuraba una lechada de terracota / nude para mi mesa de azulejos reciclados, estudié un tanto y descubrí que realmente puedes COLOREAR TU PROPIA lechada. Francamente, esto fue un cambio de juego para mí, y quiere decir que puede amoldar su lechada a fin de que coincida verdaderamente con su decoración y la habitación. Prosiga leyendo para poder ver de qué forma hacerlo mismo.

Necesitas

  • Una tina de lechada blanca premezclada. Usé Davco .
  • Pintura acrílica para interiores a base de agua. El mío era Taubmans en Nutmeg.
  • Teja de desecho para probar. Estos son mosaicos cuadrados Decor8.

Asimismo puede utilizar lechada que mismo invente añadiendo agua, sencillamente mezcle conforme las instrucciones y después añada la pintura.

Seleccionar un color

Es esencial disminuir al mínimo lo que añade a su lechada, a fin de que sostenga la integridad estructural y se seque apropiadamente. Por consiguiente, sugeriría que en vez de añadir una cantidad significativa de pintura a su lechada para conseguir el color que quiere, piense en la pintura como un tinte. Opte por una pintura de color más obscuro que la lechada que le agradaría. Para mí, eso significó que cuando miré las muestras de pintura en Bunnings, elegí un color que era un tanto más obscuro en la muestra de pintura. Entonces, solo precisaba añadir un tanto de pintura para conseguir el color que deseaba. Piense en de qué forma puede crear el color que quiere utilizando lechada blanca, que comprensiblemente aclarará el color. Tenga presente que las lechadas más oscuras aparecerán contra los azulejos claros y a la inversa.

Cómo

  1. La primera cosa que debe hacer es hacer un lote experimental a fin de que pueda probar el color. Sé que posiblemente desee empezar inmediatamente y empezar a aplicar lechada, mas es útil no perderse este paso.
  2. Tome una pequeña cantidad de lechada y añada unas gotas de pintura. Puede hacer ciertas versiones con diferentes cantidades de pintura. Entonces, aplique estos probadores a ciertos azulejos de desecho y déjelos secar.
  3. En el momento en que esté seco, verifica que a) prosigue siendo resistente yb) es del color que te agrada. Tenga presente que los colores acostumbran a secarse más oscuros de lo que semejan cuando están mojados.
  4. En el momento en que esté satisfecho con el color, es hora de hacer su gran lote. Empezando de manera lenta, vierte ciertas cucharadas de pintura en la lechada al unísono y mezcla bien. Esto. parte lleva un tiempo! Cuando esté feliz de que el color sea afín al que hizo en su probador, ¡va a estar listo para empezar a aplicar lechada!
  5. Si precisa entremezclar un tanto más, sencillamente haga coincidir el color con el lote original y prosiga.

Aplicación de lechada y limpieza de las baldosas

Una de mis mayores preocupaciones al hacer esto fue que el contenido de pintura en la lechada podría ser bastante difícil de eliminar de las losas una vez que la lechada se seque. Debo aceptar que hubo ciertos instantes en los que creí que ese podría ser el caso, mas al final resultó ser realmente simple adecentar las losas con una maldita esponja y después pulirlas con un harapo. ¡Todos y cada uno de los restos de pintura y lechada habían desaparecido, lo que fue un alivio!

Nota IMPORTANTE

Me aseguraría de sostener la cantidad de pintura que emplea en 1/4 o bien 1/5 de la lechada. Esto quiere decir que no afectará demasiado la estabilidad de la lechada y se va a secar apropiadamente y va a ser perdurable.

La publicación Una guía para hacer su propia lechada de color apareció primero en Collective Gen.

Deja un comentario